Pausas-Activas

Pausas activas; la importancia y su impacto en recursos humanos

Son breves descansos durante la jornada laboral que sirven para recuperar energía, mejorar el desempeño y eficiencia en el trabajo, por medio de ejercicios para lograr reducir la fatiga de la jornada laboral. Se ha demostrado que pausas periódicas logran generar creatividad y productividad durante horas laborales.

Estos ejercicios se deben realizar cuando los músculos permanecen estáticos, sin movimientos. En ellos se acumulan desechos tóxicos que producen la fatiga.

Cuando se tiene una labor sedentaria, el cansancio y las molestias musculares se concentran comúnmente en el cuello y los hombros; también se presenta en las piernas al disminuir el retorno venoso, generando calambres y dolor en los pies.

Estos ejercicios deben ser realizados por todas las personas que mantengan una labor continua por un tiempo mayor o igual a 2 horas; trabajos de oficina, trabajos que implican postura de pie, o aquella que dedique más de 3 horas continuas de su tiempo a una sola labor.

Los beneficios de las pausas activas son:

  • Reducen la tensión muscular
  • Previene lesiones osteomusculares
  • Disminuye el estrés y la sensación de fatiga
  • Mejoran la atención y la concentración
  • Mejoran la postura
  • Mejora de la circulación
  • Prevención de lesiones y enfermedades
  • Reducción de la fatiga laboral
  • Mayor bienestar personal

No deben realizarlas aquellas personas con las siguientes enfermedades:

  • Fracturas no consolidadas
  • Hipoglucemia
  • Personas hipertensas (no controladas o consultar previamente)
  • Personas que necesiten o requieran reposo 

Puntos a tomar en cuenta

  • La respiración debe ser profunda, lenta y rítmica posible.
  • Realizar ejercicios de movilización en la articulación antes del estiramiento.
  • Concentrarse en sentir el trabajo de los músculos y la articulación a la cual se le va a realizar estiramiento.
  • En el momento del estiramiento no se debe sentir dolor, si se llegase a presentar es a causa de que no se está realizando el estiramiento de forma adecuada.
  • Elige en primer lugar ejercicios para relajar la zona donde más sientes que se acumula el cansancio.